Magisterio de Oaxaca, oxidado factor de cambio

Alondra Olivera

http://www.nvinoticias.com/nota/92364/magisterio-de-oaxaca-oxidado-factor-de-cambio

¿Quién no recuerda a su primer maestro de escuela?, ¿Algún coscorrón o reglazo cuando no ponías atención? o bien un consejo, ayuda o una felicitación cuando la necesitabas.

Cada año, el 15 de mayo se celebra el Día del Maestro. Los docentes son ente fundamental en la enseñanza y foco de atención por los recientes  eventos políticos que involucran de manera directa al gremio magisterial

Hoy en día ser profesor es blanco de crítica. Pero, más allá de la polémica y discusión que puede generar, es necesario recordar quiénes fueron y son los profesores; los retos y problemáticas a las que se enfrentan.

Pérdida de respeto

“Ser maestro es una labor humanitaria de mucha responsabilidad, pero  lamentablemente el reconocimiento y respeto lo hemo ido perdiendo”, dice el profesor jubilado Zenón Ruiz Ruiz, que contribuyó a la formación de 34 generaciones de oaxaqueños.

Zenón evoca sus años de servicio, la mayoría brindados en comunidades indígenas marginadas; llegar a Santa María Colotepec implicaba seis horas de camino, para encontrar una escuela de palma, sin mesas ni bancos y niños que sufrían de hambre.

“Para acabar la escuela no tenía  las mínimas condiciones para la enseñanza los pequeños”. “Eran tiempos difíciles”, dice en un todo de voz que denota el paso de los años.

Recuerda que el docente en las comunidades era reconocido como un eslabón fundamental en la educación de los niños, respetado e incluso considerado como un actor que influía en algunas de las decisiones de los municipios.

Sin embargo, esos tiempos terminaron y  hoy los alumnos no tienen obediencia, mucho menos respeto, valores que se enseñan en casa. “Antes los padres nos daban cierta autoridad para corregirlos, orientarlos y guiarlos en su aprendizaje, hoy atrévete a regañar a un chamaco y darle un correctivo”.

 

Caja de resonancia social

Asegura que la pérdida de valores en la actualidad  influye en la enseñanza. Y temas como la violencia, desigualdad, pobreza y exclusión social que vive el país son factores que, de alguna manera, se reflejan en el aula.

Zenón Ruiz reconoce que los docentes están obligados a prepararse de manera profesional y de ser cada día mejores humanos porque están contribuyendo a formar personas.

Pero también admite que en algunos casos escasean la entrega y estima hacia el servicio docente y eso también es visible a la hora de enseñar.

Lamenta que al profesor se le etiquete, señale y desprestigie, cuando en el país en el gobierno se tiene a los más grandes ladrones de “cuello blanco” que saquean, roban y engañan y la sociedad no los juzga, mucho menos van a parar a la cárcel.

“El profesor no se le ha dado el lugar que merece en la sociedad como un ente de cambio en la sociedad”.

Tecnología nos rebasa

Para el profesor jubilado, José Luis Patiño Lemus, “estar frente un grupo es algo inigualable en la vida; el que tiene corazón y está hecho para desempeñar su papel como verdadero docente nos llena de insatisfacción”.

Menciona que durante su trayectoria de 35 años dentro del aula en dos niveles: primaria y secundaria, los estudiantes utilizaban el razonamiento propio para resolver problemas, investigar y aprender, pero hoy la tecnología e internet se los resuelve todo.

Ve con preocupación que las bibliotecas se van quedando vacías; mientras los estudiantes recurren al buscador de google.

‘La modernidad nos rebasó, nosotros no teníamos celular,  no había calculadora, mucho menos computadora, toda era bajo el razonamiento propio. Desconocíamos muchas cosas, trabajábamos nada más con nuestra pizarra, gis blanco y un borrador y eso era nuestro material didáctico”.

Asegura que hay un cambio abismal entre la actual generación de profesores y alumnos, a la que él formó parte.

Estudiar en las condiciones más precarias

No hay compromiso

Para el profesor, la crisis por pérdida de valores perjudica la educación y perjudica las relaciones con los demás.

“En mi época había tres personajes que respetaban en la comunidad: el sacerdote, el maestro y el médico”.

En la actualidad, agrega, observa una falta de compromiso de las nuevas generaciones de docentes en su desempeño, “ahora hay una irresponsabilidad total en algunos maestros y maestros a la hora de desempeñar su papel”.

Políticas educativas sin acorde a la realidad de Oaxaca

Agrega que el gobierno es culpable porque el MDETEO tienen compromiso claro con la educación, SEP es un laboratorio de ensayo de cada seis años sin lograr avances educativos.

Para el caso de Oaxaca, dijo, los docentes luchan porque los planes y programas educativos correspondan a la realidad pedagógica que enfrentan.